Facebook Twitter Linkedin Youtube
 
"De la cuna a la cuna" NEWSLETTER DE LA FUNDACIÓN PARA LA ECONOMÍA CIRCULAR

FRANCIA: SU NUEVO PROYECTO DE LEY PRESIONA AÚN MAS A FABRICANTES, DISTRIBUIDORES Y SCRAP

Presentado a principios de julio en Consejo de Ministros, el proyecto de ley sobre la economía circular de Francia regula en mayor medida las prácticas de los fabricantes, distribuidores y SCRAP, según la versión que se filtró el 28 de mayo.
Francia

En 4 meses, ha crecido. El proyecto de ley sobre economía circular, publicado el 28 de mayo, muestra que el Ministerio de Transición Ecológica de Francia ha tenido en cuenta varias críticas formuladas por el sector privado y ONGs. Por ejemplo, excluye el recurso a las ordenanzas para reformar los sectores de responsabilidad ampliada del productor (RAP), que estaba previsto en la versión difundida en enero. La prohibición de destruir productos no vendidos, que inicialmente solo se aplicaba a textiles, se ha extendido a todos los productos no alimentarios.

Ampliación de la responsabilidad del productor

La reforma de la RAP es el punto clave del texto. Se enmarca en primer lugar su desarrollo, con la creación de 5 nuevos ámbitos, incluyendo productos de construcción y materiales de construcción desde el 1 de enero de 2022. Un sector que, sin embargo, exime a los productos y materiales relevantes de un reprise gratuito, como es el caso de los equipos de construcción destinados a profesionales en las grandes superficies. Una obligación que aún no se respeta, según el delegado general de Amorce, Nicolas Garnier.

Los otros ámbitos se centran en los artículos de juguetes, artículos deportivos y de ocio, artículos de bricolaje y jardinería desde principios de 2021, tal como se prevé en la Hoja de ruta de la economía circular de abril de 2018. El ministerio agrega un sector dedicado a los productos de tabaco equipados con filtros que contienen plásticos (para cumplir con la directiva sobre plásticos de un solo uso ) y un sector para toallitas húmedas para uso personal y doméstico. Una medida interesante ya que los textiles sanitarios representan el 14% de la basura residual en Francia, según la última encuesta de Modecom publicada por Ademe.

Otro ámbito es el sector de los vehículos fuera de uso, que se amplía como se esperaba y ahora implica, además de los vehículos de pasajeros, camiones ligeros y vehículos de motor con dos, tres o cuatro ruedas, desde el 1 de enero de 2022. Para los neumáticos será oficial a partir del 1 de enero de 2023.

En cuanto a los SCRAP, la incorporación de una tasa mínima de material reciclado en los productos podrá ser obligatoria en ciertos productos y materiales definidos por decreto; una medida muy eficaz para impulsar la economía circular.

Mayor transparencia

El gobierno también ha decidido permitir que la administración obtenga información de los fabricantes y de los SCRAP sobre la posible presencia de sustancias peligrosas y sobre las medidas de prevención y gestión de residuos. Esta medida puede disuadir a los fabricantes de recurrir a ciertos componentes tóxicos o a ciertas prácticas ilegales, como la falta de clasificación de residuos. Siempre que sea impulsada por la administración.

Las especificaciones serán redactadas por 6 años. Una duración a menudo demasiado larga para adaptarse a las evoluciones del mercado y a los nuevos materiales, como ha demostrado el caso del PET opaco, un plástico cada vez más utilizado para las botellas de leche pero difícilmente reciclable.

Bonificaciones/penalizaciones generalizadas

Para promover el diseño ecológico, la modulación de las contribuciones a los SCRAP ahora está sancionada y se limita al 20% del precio de venta, excluido el impuesto sobre el producto. Por consiguiente, en todos los sectores se concederán bonificaciones y penalizaciones en función de la incorporación de materiales reciclados, el uso de recursos renovables, la sostenibilidad, la reparabilidad, la reutilización y reciclabilidad de los productos, así como la reducción de las sustancias peligrosas. No obstante, a condición de que los SCRAP participen e integren estas posibilidades en el pliego de condiciones del sector.

También puede exigirse a los productores y a los SCRAP que establezcan un sistema de depósito. La cuantía de la suma consignada y las modalidades de funcionamiento se regirán por un decreto.

Comercio en línea

El texto también llena el vacío legal que afecta a los mercados y plataformas en línea. Cuando estos dispositivos aseguran la venta y entrega remota de productos en nombre de un tercero, están sujetos al procedimiento de RAP a menos que demuestren que las obligaciones ya se han cumplido, por ejemplo, por parte del fabricante.

Consumidores informados

Propuesto durante el Grenelle de Medio Ambiente, la mejora de la información del consumidor está luchando por materializarse en Francia. El logo Triman, informando que un producto es reciclable, está regresando. Obligatorio desde el 1 de enero de 2015 sobre cualquier producto reciclable cubierto por un sistema de responsabilidad del productor, aún es poco conocido para el público, en general. El nuevo proyecto de ley lo ayudará a salir de las sombras. Cualquier incumplimiento será sancionado con una multa administrativa de 3.000 euros (persona física) a 15.000 euros (persona jurídica).

Una sanción también aplicable a cualquier ausencia del índice de reparabilidad, será pronto obligatoria para equipos eléctricos y electrónicos. Sin embargo, los productos afectados y la fecha de entrada en vigor deberán especificarse en un decreto posterior. Lo mismo se aplica a la posibilidad de que los profesionales ofrezcan piezas de repuesto de la economía circular para el mantenimiento y reparación de equipos eléctricos y electrónicos. Su aplicación se remite a la publicación de un decreto.

En términos más generales, los fabricantes e importadores deberán proporcionar al consumidor, a petición de la administración, una información clara, precisa y armonizada sobre las características medioambientales de sus productos. Se incluyen los productos que generan más residuos. La lista, establecida por decreto, será de particular interés para las autoridades encargadas de la recogida y gestión de los residuos no reciclables.

Prohibido desperdiciar

Por último, una medida importante es que se prohibirá oficialmente la destrucción de los productos no alimentarios nuevos para favorecer la reutilización, la reutilización y el reciclado. Un avance crucial en un momento en que varios escándalos han marcado la actualidad reciente, entre ellos la destrucción masiva de no vendidos practicada por el gigante Amazon.

Presentado en Consejo de Ministros el 3 o el 10 de julio, este texto debería debatirse en el Parlamento a partir del otoño y ser adoptado, en el mejor de los casos, antes de finales de año.